Honeysuckle - Madreselva

En una antigua balada francesa, Le lai du chévrefeuille [El lay de la madreselva], Tristán habla del amor que siente por la rubia Isolda, mujer de otro, y a quien no puede olvidar. Desde que ambos bebieron sin querer un elixir del amor, Tristán e Isolda se aman «como la madreselva (chévrefeuille) y el avellano, que se entrelazan estrechamente y perecerían si fuesen separados». Es un amor sin futuro ni esperanzas que sólo puede florecer en secreto. «El aligustre y la madreselva florecen a escondidas», dice también Taliesin en el Cad Goddeu.

Los amantes son descubiertos y deben separarse. Tristán se marcha lejos, atraviesa el mar y se casa con otra mujer, a la que sólo acepta porque se parece mucho a Isolda. Manda realizar un retrato lo más exacto posible de su amada y lo conserva en un lugar secreto. Visita ese lugar con frecuencia para «mantener vivo el recuerdo de la felicidad pasada». Cuando regresa a Cornualles es «herido por una lanza em ponzoñada que le atraviesa la cintura». Ningún médico le puede curar. Únicamente su amada Isolda posee el don de curarle. Pero su esposa está celosa e impide que los amantes se vuelvan a encontrar. Tristán ya ha muerto cuando finalmente acude Isolda. A esta no le queda otra alternativa que morir también. En la muerte, ambos vuelven a reunirse: de sus tumbas nacen un árbol y una trepadora que se entrelazan estrechamente. Según otra versión, de las tumbas nacen un tejo y un manzano que más tarde son talados y convertidos en tablas de madera. Pero cuando las tablas de un árbol tocan las del otro, «se unen tan estrechamente como la madreselva con la rama a la que rodea», siendo imposible separarlas.

En este sentido, Mellie Uyldert, la mujer sabia de los llanos holandeses, piensa que el veneno que se forma en el alma debido al deseo no realizado, al amor no vivido, vuelve a ser neutralizado por la madreselva.

De acuerdo con el principio homeopático, semejante con semejante, esta planta ligeramente venenosa contrarresta el fatal elixir del amor, cuya magia hace persistir al amante en su añoranza del pasado..6B Mellie Uyldert señala que las flores de la madreselva tienen un efecto relajante; sus hojas verdiazules, una acción tónica; el líber, un «efecto depurador de la sangre», y que la raíz sirve como colorante azul. El azul es naturalmente el color saturnino de la fidelidad, de la añoranza, del blues (melancolía y nostalgia), de las montañas lejanas y azules (terrenos de las cabras montesas), de la «flor azul» de los poetas románticos y de las aves migratorias que buscan huir del presente y retornar al lejano pasado.

 
Temas interesantes

Esencias florales de América del norte: Compilación de esencias basadas en flores de América del Norte.

Plantas Medicinales Chinas: Principales plantas usadas en la medicina tradicional china.

Noticias y Destacados

Trenes impulsados por energía solar circulan por primera vez en Bélgica Paneles solares instalados en Amberes (18.000) producen energía para impulsar los trenes du...

Aguas de la Antártida se están calentando Las aguas profundas en el mar de Weddell, en la Antátida, se están calentando, de acuerdo a las mediciones efectuadas por...

Uso de computadoras disminuye capacidad lectora de los niños Suecia y EE.UU. son dos países en los que el aumento de las computadoras por los niños esta llevando a...

Nuevo tipo de células madre humanas Científicos de Estados Unidos han descubierto un tipo de células madre en el pulmón que son capaces de autogenerar estructuras ...